Retomamos las paritarias con TGN

Por un nuevo Convenio Colectivo de Trabajo y la Bonificación Anual

13-10-2015.- El 13 y el 14 de octubre, la APJGas y TGN retomamos las negociaciones para discutir un nuevo Convenio Colectivo de Trabajo, truncas desde el año 2012. En esta instancia, también buscaremos establecer un mecanismo definitivo para el pago de la Bonificación Anual para todos los trabajadores que desempeñen tareas técnico-operativas, técnico-administrativas, profesionales, de supervisión y jerárquicas con o sin personal a cargo. Es fundamental contar con un mecanismo que calcule la Bonificación para tener mayor certeza respecto de los derechos y las obligaciones que regirán las relaciones laborales dentro de la empresa.

El camino de las negociaciones no es fácil de transitar debido a la falta de regularidad en las discusiones, a los cambios permanentes que se verifican en las tareas y a la disparidad de criterios respecto de los alcances y las materias a acordar. No obstante, las partes volvemos a las negociaciones con el propósito de encontrar fórmulas y generar normas para regular la relación laboral y definir una carrera profesional para las trabajadoras y los trabajadores comprendidos.

Es necesario que arribemos a un acuerdo sustentable. Para ello, debemos hacer un esfuerzo por incorporar los logros en materia de derechos laborales, el impacto del avance tecnológico, los nuevos términos de la disputa salarial y laboral, las certezas que los trabajadores pretendemos en nuestra carrera laboral, las competencias que debemos tener para encuadrar en cada categoría laboral, la remuneración acorde a cada prestación y la vigencia de los derechos convencionales que completen la relación laboral.

Desde el punto de vista de la APJGas, existen dos puntos centrales que han frenado sistemáticamente la negociación de un nuevo Convenio Colectivo de Trabajo: la pretensión empresaria de impulsar la polifuncionalidad y el alcance de los trabajadores convencionados.

Para la resolución del primer punto, la APJGas propuso que las partes se aboquen a la identificación de las tareas pertinentes a cada especialidad a los efectos de considerar el volumen de trabajo que cada uno requiere y la cantidad de trabajadores/as que se necesitan para llevarlo a cabo. Para ello, se ha de contabilizar todas las variables que existen en nuestra industria y los resultados de las experiencias que impulsó TGN en la materia en el pasado. En nuestra opinión, se valorará aún más la especialidad por sobre la polifuncionalidad, pero estamos dispuestos a demostrarlo con estadísticas concretas.

Para la resolución del segundo punto, la APJGas ofrece su Personería Gremial -otorgada por el Ministerio de Trabajo de la Nación el 10 de octubre de 1960- en cuyo texto queda claro cuál es el personal representado: técnicos operativos y administrativos, profesionales, supervisores y personal jerárquico con o sin personal a cargo.

Nuestro compromiso es trabajar para resolver ambos desafíos. Los trabajadores de TGN merecemos una Bonificación acordada y nuestro Convenio Colectivo.

La APJGas y TGN acuerdan el aumento salarial para 2015

14 de julio de 2015.- La APJGas junto con los trabajadores y las trabajadoras de TGN logramos, en el ámbito de esta transportadora, un aumento salarial para el año 2015 que preserva nuestra calidad de vida del efecto depredador de la inflación real. El largo conflicto, que incluyó el traspaso en condición segura de las plantas compresoras a los jefes designados por la empresa, concluyó con el siguiente acuerdo:

  • 32% de aumento consolidado sobre todos los rubros, que se terminará de abonar en septiembre de 2015 para todos los trabajadores.
  • Cobro de una suma fija no remunerativa equivalente al 33% del sueldo de cada compañero, que se abonará en agosto 2015 y que eleva el aumento a 33,5% entre los meses de julio 2015 a marzo 2016 para todos los trabajadores.
  • Bonificación anual de $11.881, a cobrar el 5 de enero de 2016 por todos los trabajadores.

Desde la APJGas sostuvimos que era posible superar la barrera del 28% de incremento salarial que nos quisieron imponer a los trabajadores/as y que el aumento tarifario recibido por las empresas necesariamente debe permitir una solución al conflicto salarial planteado por los compañeros de la industria del gas natural.

Este caso nos demuestra que con unidad, firmeza y sabiduría colectiva pudimos arribar a un acuerdo sostenible, que nos permite mantener el poder de compra de nuestros salarios, en un momento en el que la economía es menos previsible.

Todos sabemos que las empresas distribuidoras de gas natural recibieron una compensación millonaria que mejora ostensiblemente su situación financiera. Esta situación empresaria también debe ser la llave que nos permita reiniciar las negociaciones para el segundo semestre de 2015 con el horizonte de una solución razonable.

Como en el caso de TGN, las partes deberán ser creativas para generar instrumentos de pago que acerquen las posibilidades de acuerdo (sumas fijas no remunerativas, mejoras mayores en rubros específicos, viáticos, etcétera).

A partir de la decisión gubernamental de inyectar dinero fresco a las empresas a través de aumentos de tarifas o compensaciones, la industria del gas natural se encuentra en un nuevo escenario. Los trabajadores somos quienes aseguramos todos los días que el servicio sea de calidad. En consecuencia, lucharemos para que esta nueva realidad se refleje en nuestro salario, motor de nuestra calidad de vida.

Comisión Directiva de la APJGas

Subir